Universidad de La RiojaCampus Iberus    
 
 
Principal Office 365 Correo-web Directorio Mapa web Contacto
Información para
Estudiantes
Admisión y Matrícula
Foreign students
Antiguos alumnos
Empresas
Visitantes
PDI/PAS
Información sobre
Universidad de La Rioja
Estudios
Campus Virtual
Investigación
Portal de Investigación
Escuela Máster y Doctorado
Centro de Idiomas
Facultades y Escuelas
Departamentos
Administración y Servicios
Biblioteca
Fundación de la UR
Fundación Dialnet
Portal de transparencia
Defensoría Universitaria
Unidad de Igualdad
Oficina de Sostenibilidad
Sede electrónica
Actualidad
Noticias
Agenda
Congresos y jornadas
Plazas PDI/PAS
Perfil del contratante
Boletines y publicaciones
 
Sede Electrónica
Tablón Electrónico
Cita Previa
Oficina del Estudiante
 
 
facebook Twitter You Tube Flickr
pinterest linkedin instagram
 
Noticias

Arroja luz sobre los dos tempos ubicados en Ocón
Editada la obra 'La iglesia tardoantigua de Parpalinas'

25 de febrero de 2020
Urbano Espinosa publica el libro 'La iglesia tardoantigua de Parpalinas' sobre el templo en el Valle de Ocón.



El Servicio de Publicaciones ha publicado el libro 'La iglesia tardoantigua de Parpalinas', un estudio de Urbano Espinosa que arroja luz sobre los dos templos -el más antiguo de los cuales visitó el anacoreta San Millán en el siglo VI-, que albergó este antiguo enclave (Pipaona de Ocón, La Rioja).

La obra, de 223 páginas, hace el número 71 de la colección 'Biblioteca de Investigación', está dividida en nueve capítulos más las conclusiones e incluye un apéndice firmado por Julio Martínez Flórez sobre los restos humanos hallados en las ruinas del tempo.

Parpalinas fue una villa romana que surgió hacia finales del siglo I d.C. o principios del siguiente y que prolongó su existencia hasta el s. VIII. La iglesia descubierta, que estuvo abierta al culto entre los siglos V-X, pertenece al conjunto de edificaciones de esa villa durante sus últimos tres siglos de vida.

Las excavaciones llevadas a cabo determinaron que en el mismo solar hubo dos templos sucesivos. El más antiguo se construyó hacia la segunda mitad del s. V, cuando los propietarios de la villa parpalinense promovían la cristianización de sus dominios. Fue la primera iglesia en la comarca, sus proporciones fueron inicialmente modestas y se puso en marcha como fundación privada de los posesores de la villa.

Estos consiguieron ampliar sus dominios durante el s. VI y, para dar cabida a un mayor número de fieles, así como para mostrar su destacada posición social y económica, desmontaron ese primer templo a finales de ese siglo y levantaron otro de considerable tamaño que contaba con ábside tipo herradura, con piscina bautismal y con un mausoleo para el culto funerario al linaje fundador.

Esta segunda y última iglesia desapareció hacia los siglos X-XI, unos doscientos años después de la propia villa, y su solar se convirtió en cementerio durante la Edad Media, momento en el que se levantó sobre la parte del ábside una pequeña edificación sin funciones de culto.

Los hallazgos de Parpalinas se ponen en relación con la 'Vida de San Millán', escrita por Braulio de Zaragoza, al narrar el viaje que el santo realizó a Parpalinas hacia mediados del s. VI para exorcizar la casa del propietario de la villa, un tal Honorio al que se da el título de senador. El relato ha quedado plasmado en uno de los famosos marfiles de la arqueta relicario de San Millán.

La relación entre San Millán de la Cogolla y Parpalinas es históricamente cierta, dada la fiabilidad de los testimonios que aporta el obispo zaragozano Braulio. Su relato dice que el santo permaneció varias jornadas en Parpalinas y que las compartió con el propietario y con los clérigos del lugar.

Sin duda realizó liturgias en el templo local, templo que era justamente el primero de los dos edificados en Parpalinas. Por eso las excavaciones han sacado a la luz los puntos exactos en los que estuvo San Millán de la Cogolla y al mismo tiempo permiten conocer cómo era la realidad económica, social o cultural del tiempo en el que vivió el anacoreta de Suso.

En suma, por esta conexión entre Parpalinas y San Millán resulta relevante la aportación del libro a la historia cultural de los territorios del Ebro Medio, en especial de La Rioja, durante el periodo que va del final del mundo romano a la Edad Media.

Las campañas arqueológicas se llevaron a cabo entre 2005 y 2008 en el yacimiento de Parpalinas (Pipaona de Ocón, La Rioja) bajo la dirección de Urbano Espinosa, profesor honorífico de la Universidad de La Rioja en colaboración con el Gobierno de La Rioja y con el Ayuntamiento de Ocón. Durante los años 2018 y 2019 los restos del templo parpalinense han sido rehabilitados y convenientemente musealizados.

comunicacion@adm.unirioja.es


Urbano Espinosa, al fondo; y la portada del libro
Ampliar y descargar imagen
Noticias relacionadas

Aflora en el campo de Parpalinas una casa hispanorromana

Las huellas de San Millán en el yacimiento de Parpalinas

Asociación Cultural Juvenil Parpalinas-Rioja

Última lección magistral del catedrático Urbano Espinosa
Sobre este web | © Universidad de La Rioja